Anécdotas…¿Se imaginan un árbitro a caballo?

El fútbol a través de la historia ha registrado muchos hechos curiosos, y que hoy carecerían de lógica.

Lo que vamos a relatar ocurrió en el año 1925 en un partido de la Segunda División en la ciudad de Córdoba (Argentina), enfrentándose los equipos de Peñarol y Velez Sarfield.

No era un partido mas, ambos se jugaban el ascenso en la cancha del barrio El Abrojal, con el arbitraje del Sr. Carlos Libertario Linossi, quién llegó al campo de juego en su caballo.

En el tramo final del encuentro, Peñarol anota el 2-1, y esto provoca la ira de los simpatizantes de Velez, quiénes ingresen enfurecidos al campo de juego para golpear a los futbolistas del equipo rival.

El fútbol dio lugar a una verdadera batalla campal, pero rápidamente y ante la atónita mirada de todos, el árbitro Linossi se subió a su caballo y comenzó a sacar del campo a los exaltados hinchas.

En pocos minutos Linossi logró despejar el terreno de juego, y el partido se reanudó, con el árbitro pitando arriba de su caballo. Peñarol mantuvo el 2-1 hasta el final y logró de esa manera el ascenso a la Primera División del fútbol cordobés.

Antony Callero

FÚTBOL EXÓTICO…Tahití y su gran hito…disputar la Copa de las Confederaciones

El seleccionado de Tahití disputó en el 2013 la Copa de las Confederaciones, un hecho histórico para esta isla perteneciente a la Polinesia Francesa, en una zona de Oceanía donde Australia y Nueva Zelanda han tenido supremacía absoluta.

La marcha de los “aussies” a la Confederación Asiática, dejó a Nueva Zelanda como el rival mas fuerte, pero en el torneo del 2012, cuya fase final se disputó en Islas Salomón, el seleccionado de Tahití dio la campanada.

En semifinales, los tahitianos derrotaron 1 a 0 al local Islas Salomón, con gol de Jonathan Tehau, mientras que en la otra semifinal, Nueva Caledonia sorprendía a Nueva Zelanda 2 a 0.

En el encuentro decisivo disputado en el Estadio Lawson Tama de la ciudad de Honiara, Tahití venció a Nueva Caledonia 1 a 0, con un gol de Chong Hue a los 11 minutos, coronándose así por primera vez como campeón de Oceanía.

Esto le permitió participar de la Copa de las Confederaciones 2013 en Brasil, donde cayó goleado en sus tres presentaciones: 6-1 frente a Nigeria, 10-0 ante España y 8-0 con Uruguay.

Pese a ello, los tahitianos se ganaron el corazón de todos los hinchas brasileños, y los aficionados de fútbol de todo el mundo.

Era un equipo totalmente amateur enfrentando a los súper poderosos, algo que quedó reflejado en la cancha, pero a ellos poco les importó, llegaron al torneo a disfrutarlo, y así lo hicieron.

De los 22 futbolistas que acudieron al certamen, solo Marama Vahirua fue profesional, jugando en el fútbol francés en clubes como el Nantes, Niza, Lorient, Nancy y Mónaco, y en Grecia en el Panthrakikos. El resto de los futbolistas son totalmente amateur, y juegan en la liga de su país.

La Federación de Tahití fue fundada en 1989, y al año siguiente se afilió a la FIFA, aunque ya competía en partidos amistosos con el nombre de Polinesia Francesa, jugando su primer encuentro en 1952, empatando 2 a 2 ante Nueva Zelanda.

La mayor goleada de su historia la registró en 1971, en los Juegos del Pacífico Sur, goleando 30-0 a Islas Cook.

En estos Juegos del Pacífico Sur obtuvo la medalla de oro en fútbol en 1966, 1975, 1979, 1983 y 1995, la última vez ya bajo la denominación de Tahití.

Situado en el archipiélago de las islas de la Sociedad, en la Polinesia Francesa, Tahití tiene solo 178.000 habitantes, y su capital es Papeete con 131.000 habitantes.

La Liga de Primera División de aquel país, es la mas antigua de Oceanía, ya que se disputa desde 1948, siendo el Fei Pi el primer campeón.

Central Sport -el último campeón-, es el club con más títulos en el historia, 21 en total, seguido del Venus con 9 y el Pirae con 8. Fundado en 1951 en Papeete, el Central acumula además 18 Copas de su país.

Antony Callero

Curiosidades…¿Nos esperan que llegamos un poquito más tarde?

La selección de Egipto pudo haber sido el participante número 14 del primer mundial de fútbol disputado en Uruguay, sin embargo la FIFA no dio su lugar a su pedido, y los africanos no pudieron estar presentes en la primera edición del torneo.

Debido a lo largo del viaje en barco, Egipto solicitó al máximo ente rector del fútbol la postergación del torneo por unos días, pero la negativa fue rotunda, y por lo tanto los “faraones” debieron esperar 4 años más para estrenarse en una Copa del Mundo.

Lo hicieron en Italia 1934, después de dejar en el camino en las Eliminatorias a un seleccionado de Palestina, al cual golearon 7-1 en casa y 4-1 en Tel Aviv.

En el Mundial debieron enfrentar en primera fase a Hungría, uno de los mejores equipos de Europa en ese momento.

Los egipcios hicieron un partido aceptable, vendiendo cara la derrota 4 a 2 ante los húngaros.

Teleki a los 11 puso en ventaja a los “Magyares”, aumentó la cuenta Toldi a los 27, pero Fawzi con un doblete a los 31 y 39 minutos dejaba todo como al principio.

En la segunda parte Hungría apretó el acelerador y se llevó el triunfo gracias a los tantos de Vincze a los 53 y Toldi a los 61.

Así de esa manera culminó la primera participación africana en una Copa del Mundo de la FIFA.

Antony Callero

Curiosidades…Athletic Bilbao y una goleada de escándalo frente al Barcelona

El 8 de Febrero de 1931 en el Estadio de San Mamés, ante unos 9.500 espectadores, el Athletic Bilbao derrotaba al Barcelona 12 a 1, en lo que es hasta el momento la mayor goleada en la historia de la Liga Española de Primera División.

El pobre portero catalán Llorens tuvo que ir nada menos que 12 veces a buscar el balón al fondo del arco.

Fue la gran tarde de Agustín Sauto, más conocido como Bata, quién anotó 7 de esos 12 tantos, e incluso tuvo el desparpajo de decir al final del encuentro, que no marcó mas goles porque vio la cara del portero y le dio pena.

Ademas de Bata, marcaron ese día Gorostiza, Lafuente, Iraragorri, Garizurieta y Zabalo en propia puerta, descontando Goiburu para los catalanes.

El equipo “vasco” fue campeón de Liga esa temporada por diferencia de goles, ya que había culminado empatado en la primera posición junto al Racing y el Real Madrid.

Antony Callero

Frases…”La velocidad del cerebro es mas importante que la de las piernas”

En lo teórico el fútbol se debe jugar con los pies, sin embargo la cabeza influye en gran forma en las decisiones buenas o malas de un jugador.

El talentoso ex mediocampista del FC Barcelona y la selección española, Xavi Hernández, nos deja una frase que sintetiza todo: “La velocidad del cerebro es mas importante que la de las piernas”.

Se puede ser un fenomenal atleta-futbolista, pero para ser un clase A se debe tener una velocidad mental increíble para resolver situaciones al instante.

Se entrena mucho el físico, pero en la cancha la mente decide los partidos, aquellos jugadores rápidos mentalmente son los que finalmente acaban saliendo airosos en esa lucha.

El delantero argentino Lionel Messi es un claro ejemplo de habilidad, potencia, y también de claridad mental, haciendo de a ratos cosas inimaginables, lo que le ha convertido en el mejor jugador del mundo.

Pep Guardiola, quién entrenó a Lio durante 4 temporadas en aquel Súper Barça, siempre se ha desecho en elogios para con el delantero argentino: “Messi es el jugador que menos corre de la Liga española, pero cuando le llega el balón, tiene la radiografía completa del espacio-tiempo. Sabe dónde está todo el mundo… y pam!”.

Hay casos de jugadores con condiciones físicas no tan avanzadas, como por ejemplo el talentoso argentino Juan Román Riquelme, de andar lento dentro del campo de juego, pero con una lucidez mental admirable para inventar la jugada mas increíble, y dejar desairados a sus rivales.

El ex futbolista y entrenador argentino Miguel Ángel Brindisi, dijo en una entrevista: “marcar hombre a hombre a Román no tiene sentido porque cuenta con uno o dos segundos de adelanto mental con respecto a quien se le acerque, y el que intente marcarlo a presión llegará siempre tarde”.

La mente y las piernas están en conexión permanente, si unes las dos cosas, seguro que saldrán cosas increíbles.

Antony Callero

Leyendas…Coutinho, el mejor socio de Pelé y su último adiós

Este lunes 11 de Marzo en la ciudad de Sao Paulo falleció el gran Coutinho, el socio perfecto de Pelé en aquel Santos inolvidable de la década de los 60.

“Es con profundo pesar que comunicamos el fallecimiento de Antonio Wilson Vieira Honório, el eterno ídolo Coutinho, a los 75 años de edad”, decía el comunicado emitido por el Club Santos.

También “O Rei” Pelé expresó sus condolencias al respecto: “Es una gran pérdida. La tabla entre Pelé-Coutinho hizo a Brasil ser más conocido en todo el mundo. Estoy seguro de que un día haremos esas tablas en el cielo. Mis condolencias a la familia”.

Nació un 11 de Junio de 1943 en la ciudad de Piracicaba (Sao Paulo), y con el Santos logró 5 Copas de Brasil, 2 Copas Libertadores y 2 Copas Intercontinentales, 6 Torneos Paulistas entre otros títulos.

Integró el plantel de la selección brasileña en el Mundial de Chile 1962, donde se consagraron campeones, aunque no disputó ningún encuentro.

“El gordo” Coutinho es el tercer mayor goleador de la historia del Santos, camiseta con la cuál anotó 368 goles en 457 partidos disputados.

Además del Santos -donde militó durante 11 temporadas-, Coutinho jugó también en el Vitoria, Portuguesa, Atlas de México, Bangú, finalizando su carrera en 1973 en el modesto Saad Esporte Clube.

Comenzó su carrera de entrenador en el Santos en 1981, después estuvo en varios equipos regionales, teniendo una segunda etapa en el Santos en 1995, donde le dio punto final a su carrera desde el banquillo.

Antony Callero

Ver más en: https://www.20minutos.es/deportes/noticia/muere-coutinho-santos-pele-campeon-mundial-3585125/0/#xtor=AD-15&xts=467263

Anécdotas…Subiabre tumba a Monti para algarabía de todos los uruguayos

En 1930 Uruguay organizó el primer Mundial de Fútbol, y allí entre los 13 participantes estuvo el seleccionado de Chile, dirigido por el húngaro Gyorgi Orth, de solo 29 años de edad.

Chile quedó enmarcado en el único grupo de 4 seleccionados, junto a México, Francia, y uno de los favoritos, Argentina.

Según lo que cuentan las crónicas de la época, el delegado chileno Aquiles Frías no estuvo presente en ese sorteo, ya que no fue avisado del mismo, y de esta manera Chile fue perjudicado, siendo incluido en un grupo sumamente complicado.

Debutaron venciendo a México 3 a 0, con doblete de Carlos “El Zorro” Vidal, y otro en contra de Manuel Rosas.

Posteriormente llegó una apretada victoria 1 a 0 ante Francia, con tanto anotado por su goleador Guillermo Subiabre, ante un centro de Villalobos, encuentro donde el portero francés Thepot le contuvo un penalti a Vidal.

El 22 de Julio en el Estadio Centenario definía el grupo, y la clasificación a semifinales nada menos que contra Argentina, que se impuso a los franceses 1 a 0, y 6 a 3 a los mexicanos.

Un rápido doblete del goleador Guillermo Stábile a los 12 y 13 minutos adelantó a los rioplatenses, descontó Subiabre a los 15, pero Mario Evaristo a los 51 dio cifras definitivas, Argentina 3 Chile 1.

Durante el encuentro se dio un encontronazo entre el famoso Luis Monti, centro half argentino de 1,87 metros de altura, y el pequeño “Chato” Subiabre, que medía solo 1,55.

El propio Subiabre cuenta la jugada: “Monti era el matón de los argentinos y golpeaba a los nuestros en cada atajada. Era recio, cochino y, bueno, yo que también soy carne amarga, estaba quemado. (…) Y vino una nueva intervención brusca de Monti; salté para parar con el pecho la pelota y el argentino me dio un puntapié que me hizo caer medio muerto. (…) Me levanté del suelo, y con toda la rabia que me producía el dolor del golpe, le pegué el puñete. Vi que se derrumbaba esa mole y que luego lo paraban y se volvía a caer como billete viejo. (…) Algo me deben los uruguayos del Campeonato que conquistaron. Monti era el guapo y yo se los amansé. Me lo pagaron bien, porque donde iba me atendían y me daban las gracias”.

Sin dudas de que los aficionados presentes ese día en el Centenario, celebraron en gran forma el golpe de Subiabre, como si hubiera sido un gol uruguayo.

Antony Callero