Copa Libertadores…La gran deuda del fútbol peruano

Solo tres países de la CONMBEBOL no han podido adjudicarse la Copa Libertadores de América, ellos son Perú, Venezuela y Bolivia.

Los peruanos han estado mas cerca, tanto Universitario como Sporting Cristal saben lo que es disputar una final del máximo torneo continental, pero no lo pudieron conseguir.

Es el gran debe sin dudas que tiene el fútbol incaico, que en la década de los 70 y 80 principalmente, tuvo futbolistas de gran calidad, y un seleccionado que compitió de tú a tú con los mejores del mundo.

Universitario de Lima, uno de los equipos mas tradicionales, accedió a la final del torneo en 1972, ganando el Grupo 4, que también integraron Universidad de Chile, Alianza Lima -su tradicional rival-, y Unión San Felipe.

En la fase semifinal quedó emparejado nada menos que con Nacional y Peñarol, los dos equipos uruguayos. El tricolor venía de ser campeón en 1971.

La llave fue muy apretada, y los 3 equipos quedaron igualados en puntos, pero la mejor diferencia de goles le permitió a Universitario el pase a la final.

A su frente estaría nada menos que Independiente de Avellaneda, fue empate 0 a 0 en el Nacional de Lima en la ida, pero en la revancha en Argentina, Independiente se impuso 2-1 con doblete de Eduardo Maglioni. Descontó Percy Rojas para la “U”, pero no alcanzó.

Ese equipo de Universitario tenía muy buenos jugadores, además de Rojas estaban Héctor Chumpitaz, Juan José Muñante y Oswaldo Ramírez entre otros, siendo dirigido por el uruguayo Roberto Scarone.

Tuvieron que pasar 25 años para ver otro conjunto peruano en una final continental. Fue en 1997, cuando Sporting Cristal alcanzó esa instancia.

Integró un difícil Grupo 4 junto a Gremio, Cruzeiro y Alianza Lima, avanzando a Octavos de Final como uno de terceros.

En Octavos dejó por el camino a Velez Sarfield (global 1-0), en Cuartos a Bolívar (global 4-2), mientras que en semifinales se sacó de encima a Racing de Avellaneda. Habían caído 3-2 de visita, pero dieron vuelta la serie en casa con un 4-1 contundente, gracias a los tantos de Bonnet (2), Rivera y Solano.

Ese equipo dirigido por el uruguayo Sergio Markarián, debió jugarse el título ante el Cruzeiro de Paulo Autuori.

La ida en el Estadio Nacional acabó en un 0-0, todo se decidía en el Mineirao. Allí, un solitario tanto de Elivelton a los 54 minutos, le terminó dando el título a los brasileños.

El uruguayo Julio Balerio era el portero de aquel equipo peruano, que tenía otras destacadas figuras como Nolberto Solano, Jorge Soto, Julinho o el argentino Luis Bonnet entre otros.

Antony Callero

Historias…Italia 90 y la consagración de Luis Gabelo Conejo

El Mundial de Italia 1990 tuvo a Costa Rica como la sensación del torneo. El conjunto “tico” alcanzó los Octavos de Final, cayendo ante Checoslovaquia 4 a 1 en esa instancia.

Uno de los héroes de ese conjunto costarricense, fue el portero Luis Gabelo Conejo, jugador que militaba en el Cartaginés de su país.

Si bien Conejo era un arquero reconocido en la CONCACAF, su nombre había trascendido a nivel mundial hasta ese entonces.

Sus grandes actuaciones en la primera fase del torneo, le permitieron ganarse un sitio entre los grandes del Mundial. Fue elegido el segundo mejor portero de la Copa, por detrás del italiano Walter Zenga.

Conejo fue clave en el primer encuentro, donde Costa Rica se impuso 1-0 a Escocia (gol de Cayasso), ante Brasil registró otra actuación memorable, pero no pudo evitar la derrota 0-1 frente al “scratch”.

En el último juego de la llave, fue clave para darla la victoria a su país, 2-1 frente a Suecia, y la clasificación a Octavos, con los tantos de Flores y Medford.

Una lesión en el hombro lo radió de ese encuentro ante los checos, pero tanto él como el seleccionado de Costa Rica, ya habían cumplido.

Ya con 30 años a cuestas, su deseo de jugar en el fútbol europeo no era tan sencillo, aunque finalmente pudo concretarlo.

El Albacete lo contrató tras el Mundial, y en esa primera temporada 1990-1991 consiguen el título y el ascenso a Primera División.

Jugaría hasta la temporada 1993-1994 en el equipo español, al final de su contrato regresa a su país para defender al Herediano, finalizando su carrera en el club que lo vio nacer, la Asociación Deportiva Ramonense en 1997.

Tras su retiro se dedicó a ser entrenador de porteros, y fue el quién recomendó a su compatriota Keylor Navas al Albacete en el 2010, donde estaría solo una temporada, para recalar posteriormente al Levante y al Real Madrid, donde acabaría por consagrarse definitivamente.

Gabelo Conejo consideraba que Navas era su heredero natural y no se equivocó.

El ex portero es una persona muy creyente, se arrodilla a rezar antes de los partidos, y quiénes coincidieron con el en Albacete, lo consideran uno de los mejores porteros que haya pasado por el club.

Antony Callero

Curiosidades…La faceta desconocida de Andrey Schevchenko

Quizás pocos saben, de que el ex delantero ucraniano Andrey Schevchenko, en sus inicios en el deporte practicaba boxeo.

De niño, “Scheva” vivía en la ciudad de Dvirkivschyna, a 50 kilómetros de Chernobyl. Cuando se produce el desastre en la planta nuclear, debe huir de su ciudad junto a su familia, tenía apenas 9 años.

Ya por ese entonces, el pequeño tenía afición por los deportes, pero era el boxeo lo que mas le apasionaba.

Hasta adolescente llegó a practicarlo, e incluso disputó algunas peleas a nivel Junior en su país, aunque ya por entonces alternaba boxeo y fútbol.

A finales de los 80, el Dínamo Kiev lo reclutó en sus formativas, y en 1990 se consagra goleador de un torneo Sub 14 disputado en Gales, allí comenzaría una carrera que lo llevaría incluso a ganar el Balón de Oro.

Vistió las camisetas del Dínamo Kiev, Chelsea y Milán; con este último equipo italiano lo ganó todo, y se transformó en un auténtico ídolo de la afición.

Antony Callero

Frases…”El fútbol de verdad se acabó cuando entró el primer secador de pelo en el vestuario”

Don Alfredo Di Stéfano fue uno de los primeros grandes cracks que ha dado el balompié mundial.

Junto con Maradona, Pelé y Cruyff, es considerado uno de los cuatro mejores jugadores del Siglo XX.

Hombre nacido en Buenos Aires, un 4 de Julio de 1926, Di Stéfano debutó en River Plate en Julio de 1945, allí jugó 4 temporadas, hasta que en 1949 emigró a Colombia para formar parte del plantel de Los Millonarios, por ese entonces uno de los clubes mas poderosos del continente.

En 1953, Real Madrid se hace con su fichaje, y allí comenzaría a escribir su nombre con letras doradas en el club “merengue”.

En 11 temporadas ganó 8 Ligas, 1 Copa del Rey, 5 Copas de Clubes Campeones, 2 Copa Latina y 1 Copa Intercontinental, anotando 308 goles en 396 juegos.

Di Stéfano falleció el 7 de Julio de 2014 en Madrid, a los 88 años de edad, allí nacía la leyenda…

Repasemos algunas frases históricas que nos dejó para siempre “La Saeta Rubia”…

“Un partido sin goles es como un Domingo sin sol”

“El fútbol de verdad se acabó cuando entró el primer secador de pelo en el vestuario”

“No se si estoy enamorado de Zidane, pero yo veo que todo lo que hace con el balón es perfecto”

“Ser segundo es ser el primero de los últimos, no vale de nada hacer 200 goles si quedas segundo”

“Las finales no se juegan…se ganan”

“Jugamos como nunca y perdimos como siempre”

“La pelota no se mueve sola, todo lo que hacemos con los pies, lo hemos de hacer antes con la cabeza”

“Se juega mejor con once, si es con doce mejor”

“El balón está hecho de cuero, el cuero viene de la vaca, la vaca come pasto…así que hay que echar el balón al pasto”

“El futbolista que cree saber mas que los otros, es un mentiroso del fútbol”

“Me retiré a los 40 años porque mis hijas un día me miraron y me dijeron: “Papá, calvo y con pantalones cortos no quedas bien”

“Puskas manejaba la bola con la pierna izquierda, mejor que yo con la mano”

“Ningún jugador es tan bueno como todos juntos”

“Marcar goles es como hacer el amor, todo el mundo sabe como se hace, pero ninguno lo hace como yo”

Antony Callero

Curiosidades…Tres goles en menos de dos minutos !!

Marcar un hatt-trick en menos de 2 minutos parece casi imposible en el fútbol profesional, sin embargo lo consiguió el argentino Eduardo Maglioni, delantero de Independiente de Avellaneda, en un encuentro ante Gimnasia y Esgrima de La Plata.

En partido correspondiente al Metropolitano de 1973, el 18 de Marzo de ese año, Independiente venció a Gimnasia 4 a 0, y Maglioni anotó 3 tantos en 1 minuto y 51 segundos de juego (el otro gol lo anotó el uruguayo Ricardo Pavoni).

Aquel gran equipo de Independiente, dirigido por Humberto Maschio, jugó ese día con Santoro; Commiso, Miguel Ángel López, Sa, Pavoni; Martínez, Montero Castillo, Semenewicz; Balbuena, Maglioni y Mendoza.

Eran años de gloria para el “rojo”, que se había consagrado campeón Metropolitano en 1970 y 1971, y de la Libertadores en 1972, 1973 y 1974.

Maglioni había nacido en Reconquista (Santa Fé) un 14 de Abril de 1946, llegó a Independiente procedente de Sarmiento de Resistencia en 1969, después de haber hecho formativas en Rosario Central.

Fue tras un encuentro amistoso entre Sarmiento de Resistencia y el Santos de Pelé, donde directivos del “rojo” le echaron el ojo. Maglioni anotó un gol ese día, y su equipo igualó 1-1 con el equipo brasileño.

Posteriormente militó en Huracán, para marcharse al fútbol colombiano donde defendió los colores de Millonarios, Atlético Nacional y Unión Magdalena, donde colgó sus botines en 1976.

Antony Callero

Historias…Reyes sin corona…”los mágicos magiares”

Hasta ese momento no se había visto nada igual sobre el campo de juego…Marcaron una época, y son reconocidos como el primer gran equipo de la historia, sin embargo son “reyes sin corona”-

Los “mágicos magiares”, o también denominado “equipo de oro”, se mantuvo invicto durante 32 partidos.

Gusztav Sebes era el entrenador de esta selección de Hungría que maravilló al mundo con su juego en la década del 50, un equipo que tenía como base al Honved de Budapest, por ese entonces reconocido como uno de los grandes del continente.

En 1952, Hungría conseguía el oro en los Juegos Olímpicos de Helsinki con total autoridad, venciendo sucesivamente a Rumania (2-1), Italia (3-0), Turquía (7-1), Suecia (6-0) y en la final 2-0 a Yugoslavia con goles de Ferenc Puskas y Zoltan Czibor.

Un año después visitan Wembley para enfrentar a los inventores del fútbol, Hungría gana 6-3, es la primera derrota de Inglaterra en casa ante un equipo no británico.

El gran Bobby Robson dijo tras este partido: “Vimos un estilo de juego, un sistema, que nunca habíamos visto antes. Ninguno de estos jugadores significaba nada para nosotros. Nosotros no conocíamos a Puskas, ni a ninguno de esteo futbolistas fantásticos. Nuestra formación WM fue inútil frente a estos rivales. Su juego tuvo un efecto profundo, no sólo en mí, sino para todos nosotros”.

Meses después vendría la revancha en Budapest, y allí Hungría vapulea 7-1 a los británicos, en lo que es la peor derrota sufrida en la historia por el equipo de “la rosa”.

Llegaban al Mundial de Suiza 1954 como claros favoritos, solo Uruguay -actual bi campeón del mundo- aparecía como gran rival de riesgo para este equipo húngaro.

Los pronósticos parecían confirmarse, 9-0 a Corea del Sur y 8-3 a Alemania Federal en la fase de grupos, la superioridad de los dirigidos por Sebes era abrumadora.

En Cuartos de Final llegaría el primer gran desafío, Brasil, pero los “mágicos magiares” sacan adelante el encuentro venciendo 4-2 con doblete de Kocsis, Hidegkuti y Lantos.

Uruguay era el próximo escollo, combinado celeste que hasta el momento no sabía lo que era una derrota en Mundiales.

Sin embargo Hungría se adelantó rápido con goles de Czibor y Hidegkuti, parecía tener todo controlado el conjunto europeo, pero Juan Eduardo Hohberg a los 75 y 86 minutos consigue empatar la contienda y forzar la prórroga.

Allí Uruguay no tuvo mas fuerzas, Hungría prevaleció en el juego, y finalizó ganando 4-2, marcando Sandor Kocsis a los 109 y 116 minutos de juego. De esta manera acababan con el invicto celeste, y se metían en la gran final del mundo.

Su rival allí sería Alemania Federal, la misma que habían derrotado 8-3 en la fase de grupos, aunque en esa oportunidad los teutones jugaron con varios suplentes.

Hungría era amplia favorita, y lo confirman de inmediato con los goles de Puskas a los 6 minutos y Kocsis -máximo anotador del torneo- a los 8.

Contra todo pronóstico Alemania salió a plantar cara, Morlock descontó a los 10, y a los 18 Helmuth Rahn empataba la partida (2-2).

Hungría lo intentaba pero no podía llegar al gol, Alemania se salvaba una y otra vez, pero a poco del final el Wankdorfstadion sería mudo testigo del “Milagro de Berna”, cuando Herlmuth Rahn a los 84 minutos anota el 3-2 para los germanos.

El equipo alemán se consagraba campeón del mundo por primera vez, y en el otro bando era todo desazón, el mejor equipo del mundo caía de pie, fallaba justo en el momento mas importante.

Pese a ese traspié, Hungría continuó posteriormente con otro invicto de 18 juegos, hasta que cayó ante Turquía en 1956, pero ya nada era igual.

Ese año estalló la revolución húngara en aquel país, provocando que los soviéticos invadieran su territorio. Los jugadores mas importantes como Ferenc Puskas, Sandor Kocsis, Zoltan Czibor entre otros, no regresaron mas a su país, y así comenzaba a desaparecer la leyenda de los “mágicos magiares”.

La base de aquel equipo maravilloso estaba formada por Gyula Grosics; Jozsef Bozsik, Mihaly Lantos, Jeno Buzansky, Jozsef Zacarias, Gyula Lorant; Mihaly Toth, Ferenc Puskas, Nandor Hidegkuti, Sandor Kocsis y Zoltan Czibor.

Antony Callero

Historias…Se fue una leyenda del fútbol mexicano…Nacho Trelles

A los mas jóvenes su nombre quizás no le signifique mucho, pero para quiénes disfrutan del fútbol mexicano desde hace décadas, Don Ignacio Trelles es toda una leyenda de este deporte.

Nacho ha fallecido este Miércoles a los 103 años de edad, y atrás ha quedado un sinfín de anécdotas e historias, de un hombre que vivió para el fútbol.

Nació en Guadalajara un 31 de Julio de 1916, de niño practicaba varios deportes, como atletismo, basket, frontón, pero no sabía lo que era el fútbol.

Fue recién a su llegada a la capital mexicana, donde comenzó su romance con la pelota: “Jugaba basquetbol, frontón y atletismo, pero fútbol nunca. Mi padre tenía que reparar los postes de luz, porque los insurrectos colgaban de ahí a los muertos y nos mudamos a la capital. Llegando a Buenavista, el tren se detuvo y sin querer volteé por el vidrio y vi un campo de fútbol y a jugadores tras la bola. Por primera vez vi que estaban jugando una pelota con los pies. Eso no lo había visto en Guadalajara. Y nunca me imaginé que a partir de entonces iba a estar toda mi vida atado al fútbol” 

Debutó con el Necaxa a los 18 años de edad, en el club de la capital estaría 9 años (1934-1943), en ese lapso ganaría las Ligas de 1935, 1937 y 1938, y la Copa de México de 1935.

En 1943 llegó el momento de marcharse al club mas poderoso del fútbol mexicano, el América, donde jugaría 3 temporadas; ya en el ocaso de su carrera se marcha al Monterrey de México, en 1948 tiene un breve pasaje por el Vikings de Chicago, para colgar los botines en el Atlante ese mismo año.

Pero lo mejor aún estaba por venir, ya que iniciaría una carrera tremendamente exitosa como entrenador.

En 1950 asume en el Zacatepec de la Segunda División, consiguiendo el título y ascenso en su primera experiencia desde los banquillos.

Posteriormente comenzarían a caer los títulos en Primera División, 7 en total, lo que le convierte en el entrenador mas laureado, ellos fueron en 1954 con el Club Marte, en 1955 y 1958 con el Zacatepec, en 1967 y 1968 con Toluca, y los dos últimos en 1979 y 1980 con Cruz Azul.

Además acumula a nivel doméstico 4 Campeonatos de Campeones y 2 Copa México, mientras que a nivel internacional fue campeón de la Copa de Clubes de la CONCACAF en dos oportunidades, 1968 con Toluca y 1983 con Atlante.

Es el segundo entrenador con mas partidos dirigidos en la historia del fútbol mexicano (1.083), y es el que tiene la mayor cantidad de juegos internacionales con la selección mexicana (117).

Dirigió al “tri” en los Mundiales de 1962 y 1966, y en los Juegos Olímpicos de 1964 y 1968, además fue protagonista de la primera victoria de México en un Mundial, ocurrió en 1962, cuando se impuso 3-1 a Checoslovaquia.

Se retiró del fútbol a los 88 años de edad, dirigiendo al Puebla en la temporada 1990-1991. Don Nacho ha fallecido este miércoles en México a consecuencia de un paro cardíaco, atrás quedó una vida dedicada al fútbol.

Son numerosas las anécdotas de Don Nacho, por ejemplo esta: “Una noche atrás había venido a la concentración un golfo ofreciendo mujeres en un bar, entonces me di cuenta que estos dos (Cárdenas y Carbajal) se escaparon y los seguí. Al llegar al lugar entré por la puerta de servicio y le pedí al mesero que me prestara su moño y su servilleta. Ya Carbajal y Cárdenas estaban sentados con mujeres y que les llego, diciéndoles: ‘¿Qué van a ordenar los señores?’ ¡Se quedaron petrificados! Y que me los llevo de regreso casi de las orejas”.

Era muy común verlo protestar con los árbitros, y muchas veces se tuvo que ir antes de tiempo para afuera del terreno de juego, en un encuentro el árbitro Arturo Yamasaki lo invitó a retirarse: “O se va usted o me voy yo” le dijo, a lo que Don Nacho respondió: “pues váyase usted, yo aquí estoy de lo más cómodo”. Acto seguido Yamasaki pitó hacia el centro del campo, y dio por finalizado el juego.

Antony Callero