Historias…Juan Cuadrado y una vida marcada por la tragedia

Necoclí es un poblado de Antioquía (Colombia), donde suelen ser desgraciadamente “muy comunes” los tiroteos entre paramilitares y narcotraficantes.

Corría el año 1992, el pequeño Juan Guillermo tenía solo 4 años de edad; sus padres le habían enseñado de que en caso de escuchar balas, debía tirarse debajo de la cama como protección.

Con el susto atragantado en su garganta, el pequeño un día hizo lo que le pidieron sus padres, Guillermo Cuadrado y Marcela Bello.

Tras calmarse la balacera el pequeño sale hacía afuera de la calle, allí tirado estaba el cuerpo de su padre, víctima mortal del hecho.

El golpe fue muy duro para el pequeño, su madre le llenó de amor y fue su protectora. Se mudaron a Apartadó para alejarse de esa locura, el soñaba con ser futbolista, aunque su madre quería que continuara con los estudios.

Comenzó a jugar en el Urabá de su ciudad, para pasar al Deportivo Río Negro, de la Segunda División. Sus grandes actuaciones hicieron que varios clubes se interesaran en su fichaje.

En el 2008 ficha para el Independiente Medellín, iniciando así una carrera que en poco mas de un año lo llevaría a Europa. Primero al Udinese, después Lecce, Fiorentina, dos temporadas en el Chelsea, y las últimas cuatro en Juventus.

Cuadrado consiguió cumplir su sueño de ser futbolista, su madre fue su guía terrenal, y su padre quién lo guía desde el cielo en todo momento.

Antony Callero

Anuncios

Historias…River Plate…un club fundado en el Barrio de la Boca

Un 25 de Mayo de 1901 en el Barrio de la Boca, en Buenos Aires, nacía el Club Atlético River Plate, uno de los clubes históricos del fútbol argentino y mundial.

“Los millonarios” surgieron de la fusión de los clubes Santa Rosa y La Rosales. Fueron 24 jóvenes que ese día se reunieron en la Calle Almirante Brown al 927, con el fin de fundar un nuevo club de football.

Se pusieron sobre la mesa varios nombres, “La Rosales”, “Forward”, “Juventud Boquense”, pero en definitiva fue elegido el propuesto por el Sr. José Corpucci, “River Plate” (Río de la Plata en español).

Leopoldo Bard fue el primer presidente del club, y su primer estadio se situaba en la Dársena Sur del Puerto de Buenos Aires, después se mudó a Sarandí, retornó al barrio de La Boca, para después marcharse a Recoleta. En 1923 se instalaron en Palermo, hasta que en 1938 se afincan definitivamente en el Barrio de Nuñez, inaugurándose también un 25 de Mayo el Estadio Monumental.

Entre 1931 y 1935, River Plate explotó el mercado con las compras de Carlos Peucelle, Bernabé Ferreyra, José María Minella, entre otros, gastando sumas consideradas desorbitantes para la época. Allí fue que surgió el apodo de “Millonarios”.

Clásico rival de Boca Jrs., River Plate es el equipo mas laureado del fútbol argentino, aunque a nivel continental es superado por Independiente y Boca Jrs.

En total acumula 36 campeonatos de Primera División, 2 Copa Argentina, 1 Súper Copa de Argentina, 4 Copas Libertadores, 1 Copa Intercontinental, 1 Copa Sudamericana, 2 Recopa Sudamericana, y Súper Copa Sudamericana, entre los títulos mas destacados.

Antony Callero

Historias…”La quinta del Buitre”

Eran los comienzos de la década de los 80, en el Real Castilla un quinteto de jóvenes deslumbraba con su talento…

Su popularidad era tal que el gran Alfredo Di Stéfano comenzó a echarles el ojo, la cantera “merengue” comenzaba a ver sus frutos, estos “chavales” estaban llamados a grandes cosas.

El 14 de Noviembre de 1983, el periódico “El País” titulaba “Amancio y la quinta del Buitre”, y en la nota hablaba sobre la jerarquía del Castilla, y la calidad de estos jóvenes talentos, a quiénes la División de Plata les quedaba pequeña.

Emilio Butragueño era el mas destacado de ese “quinteto”, y por ese motivo se le bautizó de esa manera. Los otros que la rompían eran Manolo Sanchís, Míchel, Martín Vázquez y Pardeza, este último el que menos trascendió futbolísticamente en Primera División.

Míchel fue el primero en ser llamado por Di Stéfano para el primer equipo, debutando en Mayo de 1982 ante le Castellón, y anotando incluso un gol.

En 1983 les llegaría el momento a “Manolo” Sanchís, Martín Vázquez, y Miguel Pardeza, y el último en debutar sería Emilio Butragueño en 1984.

De todos, el único que no logró triunfar en el Madrid fue Miguel Pardeza, por delante tenía a dos delanteros como Santillana y el propio Butragueño, y sus posibilidades de jugar eran escasas.

Si bien jugó dos temporadas en el Madrid, la mayor parte de su carrera la hizo en el Zaragoza, donde fue figura destacada por casi una década.

Esta famosa “Quinta del Buitre” consiguió muchos títulos, 6 Ligas, 3 “Copa del Rey”, 4 Súper Copas, 1 Copa de la Liga, 2 Copa de la UEFA, sin embargo la Copa de Europa se les resistió.

Solo “Manolo” Sanchís” se dio el gusto de levantar la “orejona”, fue en 1998, cuando derrotaron 1 a 0 a la Juventus con aquel gol de Mijatovic, ese día era el capitán del equipo. En el 2000 por su parte ingresó en la segunda parte en el partido decisivo, donde Real Madrid se impuso 3-0 al Valencia, con los goles de Morientes, Mc Manaman y Raúl.

Antony Callero

Historias…Arjen Robben…Le ganó al cáncer y pudo completar una carrera impresionante

Para los jugadores de fútbol llegar a la cúspide nunca ha sido sencillo, y muchas veces la vida los ha puesto a prueba ante diferentes circunstancias.

Uno de los casos es el del holandés Arjen Robben, quién este sábado se ha retirado del Bayern Munich tras 10 temporadas, donde consiguió 8 Bundesligas, 4 Copas de Alemania y 4 Súper Copas, además de la Champions y la Súper Copa de Europa en el 2013.

Hizo su debut profesional en el Groningen en la temporada 2000-2001, con solo 16 años de edad, después pasó por el PSV Eindhoven, y cuando estaba por fichar por el Chelsea en el 2004 se le diagnostica un cáncer testicular.

“Me asusté muchísimo. Fue una época difícil para mí y el fútbol dejó de ser importante”, dijo el holandés en su momento.

“Es bueno hablarlo y exponerlo al dominio público. ¿Por qué me iba a tener que avergonzar de ello? Le puede pasar a cualquiera, en cualquier momento y puede tener consecuencias terribles. Ahora estoy completamente sano y me siento muy cómodo hablando de ello”, expresó el atacante holandés al ser consultado sobre el tema.

Robben fue sometido a una operación, y a sesiones de quimioterapia para superar el cáncer. Un amigo le regaló la autobiografía de Lance Armstrong, 7 veces ganador del Tour de Francia, quién también pudo ganarle a esa enfermedad maldita, y eso le sirvió de mucho para poder pensar en positivo y superar esa depresión inicial.

A todo esto el Chelsea se hizo con su ficha, comprándolo en la suma de 18 millones de euros, al comienzo Mourinho no lo tenía en cuenta aduciendo problemas musculares, aunque meses después el jugador alzó su voz para contar su calvario.

Con mucha entereza logró salir adelante, jugó durante 3 temporadas en Stamford Bridge, posteriormente fue traspasado al Real Madrid en el 2007, allí estuvo 2 campañas donde no logró afirmarse, para marcharse al Bayern en el 2009 para ganarlo todo.

También Robben es un histórico en la selección de Holanda, donde jugó un total de 96 partidos, anotando 37 goles, participando de los Mundiales de 2006, 2010 -donde fue sub campeón- y 2014.

Este sábado ha dicho adiós al Bayern Munich, las lesiones lo han perseguido en los últimos años, y evaluara si se retira o continuara su carrera en otro equipo.

Antony Callero

Historias…El Barcelona pone París a sus pies

Fue un 17 de Mayo de 2006 en el Stade de France de París, el Barcelona derrotaba 2-1 al Arsenal y se consagraba por segunda vez como campeón de la Liga de Campeones de Europa.

Los dirigidos por el holandés Frank Rijkaard comenzaron ese día con Víctor Valdés, Oleguer, Puyol, Rafa Márquez y Gio Van Bronckhorst; Edmilson, Van Bommel, Ludovic Giuly y Deco; Ronaldinho y Samuel Eto’o.

A su frente el Arsenal de Arsene Wenger llegaba en busca de su primera corona con Jens Lehman, Eboué, Kolo Touré, Sol Campbell y Ashley Cole; Gilberto Silva, Aleksander Hleb, Robert Pirés, Fábregas; Ljunberg y Thierry Henry.

El defensor Sol Campbell a los 37 minutos con golpe de cabeza, anota la apertura para los “gunners”, que ya jugaban con 10 hombres por la expulsión del portero Lehman a los 18 minutos.

De allí en más el partido fue todo del Barça, que debió sufrir hasta el final para torcer la historia. El camerunés Eto’o empató el partido a los 76, y el brasileño Juliano Belletti, que había ingresado minutos antes, dio el gol de la victoria a los 81.

Barcelona lograba así su segundo título de Champions, tras haber dejado en el camino al Chelsea (global 3-2) en Octavos de Final, Benfica (2-0) en Cuartos de Final, y al Milán en semifinales (1-0), finalizando invicto con 9 victorias y 4 empates.

Antony Callero

Historias…Libonatti marcó el camino…

En 1925, el argentino Julio Libonatti es transferido al Torino de Italia, convirtiéndose en el primer futbolista americano en jugar en el continente europeo, un hecho que marcaría un camino.

Libonatti había nacido en Rosario un 5 de Julio de 1901; debutó en la Primera División de Newell’s Olds Boys de Rosario en 1917, en un partido de la Liga Rosarina.

Con Newell’s consiguió proclamarse campeón en tres oportunidades en esta Liga, y en 1921 logran el Campeonato Argentino, tras vencer a Huracán de Buenos Aires por 3 a 0.

Su gran rendimiento hizo que fuera llamado al seleccionado nacional argentino, participando en la Copa América de 1920, 1921 y 1922.

En la del 21 Argentina se consagraría campeón, y Libonatti máximo scorer del torneo, anotando el gol del triunfo 1 a 0 ante Uruguay en el partido final, disputado en la cancha de Sportivo Barracas, era la primera consagración para la albiceleste.

En 1925 llegaría el gran salto al fútbol italiano, más precisamente al Torino, club en el cuál brillaría durante 9 temporadas -desde 1925 a 1934-, anotando 157 goles en 241 partidos.

Su llegada al club italiano se produjo debido a una visita a Argentina del Sr. Enrico Maroni, presidente del Torino, quién vio a Libonatti y quedó impresionado con su juego

Entre 1926 y 1931, Libonatti también integró la selección nacional italiana, jugando 18 encuentros y anotando 25 dianas, siendo el primer extranjero en vestir la blusa “azzurra”. Su debut fue un 28 de Octubre de 1926 ante Checoslovaquia en un amistoso.

En la temporada 1926-1927 ganan el campeonato italiano, pero son despojados del título por un caso de corrupción que salió a la luz, y al año siguiente en 1928 si consiguen al final el torneo, siendo Libonatti una pieza clave, anotando 35 goles en 24 juegos.

En 1934, y después de algunos años donde las lesiones lo tuvieron a maltraer, se marchó al Genoa, logrando el ascenso a la Serie A. Al año siguiente volvería a jugar en el Genoa, siendo su última temporada como jugador activo.

En la temporada siguiente entrenó el Rimini (1937-1938), cumpliendo una destacada actuación, pero sería su única experiencia como DT en Europa.

Su vida bohemia y de buen pasar, hizo que todo lo que había ganado en el fútbol lo tirara por la borda en pocos años, por lo que volvió a Argentina, siendo entrenador de inferiores en el club que lo vio nacer, Newell’s.

“El matador”, o “el potrillo” como le llamaban, falleció un 9 de Octubre de 1981 en su ciudad natal, Rosario.

Con Libonatti se iniciaba así un éxodo de futbolistas hacia el viejo continente, que se comenzaría a acentuar en la década del 30, y que hoy en nuestros días es algo más que común.

Antony Callero

Historias…Abandonado y al borde de la muerte…el fútbol cambió su vida

Detrás de cada jugador de fútbol, detrás de cada crack hay una historia de vida para contar.

La del francés Franck Ribery bien podría ser digna de una película. A poco de nacer fue abandonado por sus padres biológicos, quiénes lo llevaron a un convento de monjas.

Cuándo tenía solo 2 años, un accidente automovilístico estuvo a punto de costarle la vida, en la cara aún quedan esas huellas, que con el paso del tiempo lo hicieron mas fuerte.

“De pequeño se reían de mi, y yo me escondía a llorar en un rincón. Pero eso me hizo fuerte y me ha ayudado en la vida” dijo Franck en una entrevista, hablando sobre su vida en el Convento, del cuál fue expulsado años después por su conducta.

Ribery era muy rebelde, y de niño mostraba un talento increíble para jugar al fútbol. Por su cicatriz en la cara era víctima de burlas, pero el siguió para adelante. En las calles del Barrio de Boulougne-Sur-Mer, en el Norte francés, fue forjando su talento con la pelota en los pies.

Allí conoció a su actual esposa, Wahiba Belhami, quién lo convirtió al Islamismo, donde se hace llamar Bilal Yusuf Mohammed. Alternaba el fútbol en el Unión Sportive de Boulogne, en su barrio, y trabajaba como albañil para llevar el sustento a casa.

Tuvo breves pasajes futbolísticos por clubes como el D’alés, el Brestois y el Metz, pero con poco suceso, hasta que en el 2004 llegó al Galatasaray de Turquía.

Un año después fichó para el Olympique Marsella, donde tuvo una gran temporada que lo catapultó a la selección nacional francesa, disputando la Copa del Mundo en Alemania 2006, donde Francia cayó en la final ante Italia.

Hasta que en el 2007 llegó el salto definitivo para Franck, su llegada al Bayern Munich le cambió totalmente la vida.

En su pasaje por el club bávaro acumula 19 títulos hasta el 2018, 8 Bundesligas, 5 Copas de Alemania, 1 Copa de la Liga y 5 Súper Copas. A nivel internacional una Liga de Campeones, un Mundial de Clubes y una Súper Copa de Europa, todo en el 2013.

Jugó los Mundiales 2006 y 2010 con la selección de Francia, y las Eurocopas del 2008 y 2012, disputó un total de 81 partidos y anotó 16 goles.

El 2013 fue su mejor año personal, donde la UEFA lo condecoró con el premio de Jugador del año, superando en la votación nada menos que a Lionel Messi y Cristiano Ronaldo.

“Es para mi una noche muy especial. Siempre es lindo ganar un trofeo. Se lo agradezco a los dirigentes del Bayern, a mis compañeros, a los aficionados. También pienso en mi familia, mis hijos y mi mujer”, dijo Ribery esa noche en Montecarlo al recibir dicho galardón.

Franck Ribery, “Scarface” para algunos, un ejemplo de superación…

Antony Callero