Historias…De lavar autos a la élite del fútbol mundial

En esto del fútbol, llegar a convertirte en una estrella mundial no es nada sencillo, y más aún para aquellos que han surgido de hogares muy humildes.

Alexis Sánchez, “el niño maravilla”, es uno de esos casos, desde niño tuvo que salir a trabajar para llevar dinero a su casa.

Nacido en Tocopilla un 19 de Diciembre de 1988, el pequeño Alexis vivía con su madre y sus 3 hermanos en una casa muy humilde.

Salía del Colegio y se dedicaba a lavar y cuidar autos en la zona del Cementerio de su localidad, y de esa manera podía colaborar con el sustento diario en su casa, aunque también dedicaba tiempo a su gran pasión: el fútbol.

A los 10 años se fue a vivir a Rancagua con un familiar, para integrarse a una escuelita de fútbol, pero regresó de inmediato a su pueblo. Dos años después llegó a Santiago de Chile para probar suerte en la Universidad Católica, aunque su estadía allí solo duró 15 días.

Siguió jugando al fútbol en su Tocopilla natal, hasta que a los 15 años el Alcalde de la ciudad -admirado por su gran talento- le regaló sus primeros zapatos de fútbol.

Ya por ese entonces era muy conocido en la zona, y rápidamente el Cobreloa lo fichó para las formativas del club en el 2004.

De allí en más su carrera fue fulgurante, debutó a los 16 años en Primera de la mano de Nelson Acosta, jugando una temporada y media en los “naranjas”.

En el 2006 se integró al club mas poderoso del país, el Colo Colo, donde también estaría año y medio, hasta que fichó por River Plate argentino, donde jugó en la temporada 2007-2008.

Después su periplo por Europa, 3 temporadas en Udinese, 3 en el Barcelona, 4 en el Arsenal y la última en el Manchester United.

Con la selección chilena fue campeón de América en el 2015 y 2016, además de disputar los Mundiales de Sudáfrica 2010 y Brasil 2014; ha jugado 141 partido con la roja, anotando 41 goles.

“Creo que es justo decir que el fútbol fue mi salvación. Siempre dije que si no fuera futbolista, no sé qué hubiera sido de mí. No teníamos mucho dinero. No podíamos tener excesos. Había que trabajar duro para conseguir lo que necesitábamos. El fútbol nos salvó”, dijo Alexis en una entrevista concedida a un medio español.

Antony Callero

Historias…Flamengo alcanza la gloria en el Centenario

Flamengo es el club mas popular de Brasil, y el de mayor cantidad de “torcedores” en el continente americano, pero pese a ello recién en 1981 -en la 22ª edición del torneo- consiguió participar por primera vez de la Copa Libertadores de América.

Su estreno en el torneo no iba a pasar desapercibido, ya que Flamengo de la mano de un Zico en su máximo esplendor, conseguiría alcanzar la máxima gloria en el continente.

Compartió el Grupo 3 junto a Atlético Mineiro de su país, y los paraguayos Cerro Porteño y Olimpia. Flamengo y Atlético Mineiro acabaron primeros con 8 puntos, y tuvieron que jugar un desempate.

El mismo se disputó el 21 de Agosto en Goiania, el partido estaba a 0 a 0, pero a los 35 minutos se suscitaron incidentes que acabaron con la expulsión de 5 jugadores del equipo mineiro. El partido se suspendió, y la Confederación Sudamericana otorgó el triunfo a Flamengo 3-0.

En la segunda fase participaban los 5 ganadores de grupos, más el campeón de la edición anterior, el Club Nacional de Fútbol. Se formaban dos series de 3 equipos, y los primeros avanzaban a la final.

Flamengo ganó con autoridad el Grupo A, venciendo en los 4 encuentros, 1-0 a Deportivo Cali y 2-1 a Jorge Wilstermann, ambos de visitante, y 3-0 y 4-1 respectivamente jugando en casa.

En la otra serie, Cobreloa de Chile se había sacado de encima a los uruguayos Nacional y Peñarol contra pronóstico, y se plantaba también en la gran final.

El partido de ida se jugó en el Estadio de Maracaná, y Flamengo logró imponerse 2-1 con doblete de Zico a los 12 y 30 minutos, en tanto que Merello a los 65 descontó para los trasandinos.

Una semana después en el Nacional de Santiago de Chile, el equipo local se hizo fuerte, venciendo 1-0 a los norteños con un gol de Víctor Merello a los 79, y forzando así un tercer y decisivo encuentro.

El 23 de Noviembre en el Estadio Centenario, Flamengo y Cobreloa se volvían a ver las caras, esta vez no habría sorpresas, el poderoso conjunto carioca vencería 2-0 con doblete de Zico nuevamente a los 18 y 79 minutos, y de esta manera alzaba por primera vez el máximo trofeo continental.

Los dirigidos por Paulo César Carpegiani entraron al campo ese día con Raúl, Nei Días, Marinho, Mozer y Junior; Leandro, Andrade y Zico; Tita, Nunes y Adilio, ingresando Anselmo en la segunda parte.

Zico fue el jugador desequilibrante para el “Fla”, siendo además el máximo anotador del certamen con 11 goles en 13 partidos disputados.

Antony Callero

Historias…Cobreloa toca la gloria 3 años después de su fundación

CzE8v05W8AEyPRA

Si bien tuvo como antecesores al Club Sports Cóndor, o a Deportes El Loa, el Cobreloa de la ciudad de Calama fue fundado oficialmente un 7 de Enero de 1977, disputó su primera temporada en la Divisional B, y 3 años después alcanzaría a consagrarse como campeón de la Liga Chilena.

A 3 fechas del final del torneo, Universidad de Chile marchaba un punto delante de Cobreloa, pero el conjunto capitalino tuvo un mal cierre de torneo, y los “zorros del desierto” lograron su primer título.

La U. de Chile empató 1 a 1 ante Iquique y también 1-1 frente al modesto Lota Schwager, en la antepenúltima y anteúltima fecha, mientras que Cobreloa consiguió sendas victorias frente a Palestino 1-0 y ante Iquique de visita 2-0.

Esto hizo que el nóbel equipo llegara a la última jornada dependiendo de si mismo, ya que tenía un punto de ventaja.

Los dirigidos por el argentino Vicente Cantatore derrotaron con autoridad 3-0 al Lota Schwager, con goles de Eduardo Jímenez, Nelson Pedetti y Luis Ahumada, y de esa manera consiguieron alzar su primera Copa en la Liga Chilena.

En ese equipo destacaban figuras como Oscar Wirth, Enzo Escobar, Mario Soto, Raùl Gómez, Héctor Puebla, Armando Alarcón, Víctor Merello y el uruguayo Nelson Pedetti entre otros, e hicieron de su Estadio “Zorros del Desierto”, un recinto inexpugnable.

Allí se iniciaría una época dorada para el equipo de Calama, que llegó a rozar la gloria en Sudamérica.

Anotny Callero.